Una casa bonita y acogedora

Me gusta mucho la decoración. No soy ninguna experta pero es muy agradable tener un hogar bonito y acogedor, y por eso procuro dedicar atención a la hora de elegir muebles, objetos cotidianos o los colores para pintar mi casa.


Decorar, para mi, no es conseguir una casa impresionante que pueda sorprender a vecinos o amigos (que también tiene su atractivo, lo reconozco), sino buscar un equilibrio entre comodidad, funcionalidad y estética en el espacio que me rodea cada día.

Tampoco es mi intención llenar mi casa de muebles y objetos caros, de marcas reconocidas o de rabiosa actualidad. No me impresiona oir "mi cerámica es de Porcelanosa" (sin desmerecer a Porcelanosa, que hace cosas muy bonitas) o "mi diseñador decoró la casa mientras yo estaba de vacaciones"; con dinero es fácil decorar una casa a la perfección, pero con poca o ninguna personalidad.

Mi percepción de estilo y belleza en una casa implica que haya cierto reflejo del modo de vida de la persona que la habita, porque eso convierte la casa en hogar y es lo que proporciona bienestar y felicidad. Para ello lo ideal es involucrarse en la creación de cada espacio: entrada, cocina, salón o dormitorio.

Repito que no soy decoradora ni quiero dármelas de ello, en este blog solo pretendo compartir como he decorado yo mi casa y los trabajos que he realizado en ella para convertirla en mi hogar soñado. También os mostraré ideas que he ido recogiendo y en las que me he inspirado, y espero que todo ello pueda ayudar a otras personas a encontrar su propio estilo.

Si podemos entender cómo armar una hermosa casa, cómo incorporar color y vida a nuestro espacio, y cómo mantener nuestro estilo fresco y atemporal, nuestro hogar será hermoso para todos los que entran y al llevar nuestro sello personal, nadie podrá copiarlo.

Otras entradas interesantes

0 comentarios

Colaboramos con

Subscribe